Skip to content

Amanecer Global

globalmorning1

Una actividad de concientización al consumidor

Por Mary Gale Smith
Traducido por Juan Octavio Cervantes Dueñas.

Áreas temáticas: Economía del hogar / Estudios de la familia, formación empresarial, estudios sociales

Conceptos clave: Consecuencias de las elecciones de los consumidores, justicia social

Habilidades: Pensamiento crítico, localizar países en un mapa

Lugar: Salón de clases

Hora: Una hora para la actividad, uno o más clases para el seguimiento de la misma

Materiales: Un mapamundi, alfileres y tachuelas, bola de estambre, las copias de los guiones (opcional), ejemplos de los productos mencionados en el guión para ser utilizados como accesorios durante la lectura.

Los bienes de consumo nos unen con todas las partes del mundo. Sin embargo, como consumidores, tendemos a comprar lo que queremos sin pensar mucho en la procedencia de los bienes y en las consecuencias que nuestras decisiones tienen en términos humanos, ambientales, sociales y económicos. Esta actividad está diseñada para hacer a los estudiantes más conscientes de la magnitud de nuestra interdependencia mundial y alentar a acciones de consumo responsable. Se inicia con la lectura de un guión que da seguimiento al origen y al impacto de los productos utilizados o consumidos por un estadounidense típico, una mañana cualquiera en un día de trabajo normal. El guión es una base para discutir las consecuencias de nuestras decisiones como consumidores y las preguntas que podemos hacer y las acciones que podemos tomar para convertirnos en consumidores informados y responsables.

El guión de Amanecer Global.

El guión de amanecer global tiene dos partes alternas.
Una parte es una narración en primera persona que describe una típica rutina matutina, desde que despierta y desayuna hasta que sale al trabajo o escuela.  La otra parte es un comentario que examina los orígenes y el impacto de la los productos utilizados o consumidos durante la mañana típica.

La escritura se puede leer de varias maneras, por ejemplo:
• Cuatro estudiantes pueden presentar el guión a toda la clase. Un estudiante lee el guión de la narración, deteniéndose al final de cada frase.
En cada pausa, el segundo estudiante dice: “¡Alto!” y a continuación, lee el comentario correspondiente. El tercer estudiante localiza los países mencionados en el mapa y los marca con una tachuela o alfiler. El cuarto conecta los puntos por un trozo de cuerda o hilo de cada punto de nuevo al país de origen.

• La clase puede dividirse en grupos de tres, y cada grupo se encargaría de preparar y presentar una de las secciones del guión. Uno de los estudiantes en cada grupo lee la parte narrativa, el segundo lee el comentario, y el tercero localiza los lugares en el mapa.
Como alternativa a la lectura del guión mencionado, los estudiantes podrían hacer una investigación propia, para escribir y presentar sus propios comentarios sobre los bienes de consumo mencionados en la narración.

Primera parte: La narración

1. Me desperté esta mañana a las siete de la mañana que es la hora en la que suena mi reloj despertador.

2. Me deslicé lentamente por el cálido tapete…

3 … me puse mi traje deportivo, até mis tenis y salí a correr.

4. Al regresar a casa, me duché y me alisté.

5. Entonces, me puse rápidamente mi playera favorita de algodón y mis pantalones de mezclilla.

6. Herví el agua para mi café, corté rebanadas de plátano que eché sobre mi cereal, puse un poco de mantequilla de maní en mi tostada, y después me senté a desayunar.

7. Poco después de las 8:30, tomé mi chaqueta de lana ecológica.

8. Me fui de casa y me dirigí a una gasolinera cercana.

9. Mientras conducía al trabajo (o escuela), coloqué la música que acababa de bajar de internet en mi nuevo reproductor portátil a para hacer el viaje más agradable.

10. En sólo unas pocas horas de mi vida, he consumido materias primas de gran parte del mundo y he utilizado productos hechos en muchos lugares, tanto a nivel local, como a nivel mundial. He dependido del resto del mundo. He hecho conexiones mundiales.

Segunda parte: Comentario

Me desperté esta mañana a las siete de la mañana que es la hora en la que suena mi reloj despertador.

1. ¡Alto! Acabas de encontrarte con el mundo. Tu reloj fue ensamblado en Brasil y tiene componentes producidos en Japón, México y Alemania. Fue enviado desde Brasil a Canadá en un buque griego que fue fabricado en Suecia, con licencia en Liberia y que tiene una tripulación portuguesa.1

Me deslicé lentamente por el cálido tapete…

2. Su cálido tapete se hizo en La India o Pakistán en una industria de alfombras que utiliza mano de obra infantil en condiciones de servidumbre. En teoría, estos niños trabajan para pagar los préstamos hechos a sus padres, pero en realidad los niños son esclavos, porque las condiciones de los préstamos hacen que las deudas nunca puedan quedar saldadas. Los niños son explotados porque son la mano de obra más barata disponible y porque tienen dedos ágiles, buena vista y la capacidad de sentarse en la misma posición durante horas. Con frecuencia este tipo de condiciones de trabajo los conduce a deformidades de las piernas y la espalda, a problemas de retención de agua en las rodillas, inflamación o infección en el los dedos, problemas respiratorios, infecciones del pulmón y tuberculosis.2

… me puse mi traje deportivo, até mis tenis y salí a correr.

3. ¡Alto! Ahora te pusiste al mundo.
Tu traje deportivo fue fabricado en una zona de procesamiento de exportaciones en Filipinas
por mujeres que trabajan en fábricas donde las condiciones contravienen el artículo 23 de la Declaración de las Naciones Unidas de los Derechos Humanos, el derecho a condiciones de trabajo justas y favorables. Estas mujeres trabajan largas horas por salarios extremadamente bajos en virtud de un sistema de cuotas, en condiciones que incluyen hacinamiento, ventilación insuficiente, exposición a riesgos para la salud, tales como productos químicos, fibras flotando en el aire, y abuso físico. Tienen pocos descansos para atender a las necesidades físicas. Si se quejan, son despedidas.3

Tus tenis para correr pueden haber sido fabricados por niños en la industria del calzado más grande de Indonesia, donde de miles de niños trabajan pegando zapatos en talleres mal ventilados. Los adhesivos contienen peligrosas sustancias químicas que pueden causar dolores de cabeza, generar adicciones y conducir a graves problemas de salud. La mayoría de los niños han abandonado la escuela para ayudar con el sustento familiar.4

Al regresar a casa, me duché y me alisté.

4. ¡Alto! Algunos de sus productos para la ducha son fabricados por empresas multinacionales que  también fabrican productos ambientalmente insostenibles (por ejemplo, pañales desechables) o están  implicados en prácticas que son cuestionables moral y legalmente (por ejemplo, la comercialización de la leche en polvo en los países en desarrollo, como un reemplazo de la leche materna donde la  las madres pueden no tener más remedio que mezclar la fórmula con agua contaminada o diluirlo para hacer que dure  más, lo cual puede resultar en enfermedades e incluso la muerte)5.Sin embargo, se fabrican algunos productos para ducha por empresas comprometidas con la responsabilidad social y la sostenibilidad del medio ambiente. Al elegir estos productos, se apoya a las empresas que trabajan para reducir el impacto de sus operaciones y garantizar un salario justo y las condiciones de higiene en el trabajo para aquellos que fabrican sus productos.

Entonces, me puse rápidamente mi playera favorita de algodón y mis pantalones de mezclilla.

5. ¡Alto! Una vez más te pusiste el mundo.
Tu camiseta fue fabricada por el mayor el fabricante de camisetas de algodón en el norte de
América. El algodón se cultiva en los Estados Unidos, se hila en Canadá, y luego es enviado a
Honduras, donde es teñido, cortado y cosido. Esta empresa ha sido muy exitosa porque ha adoptado la estrategia de utilización de mano de obra barata en las maquiladoras6 de México, América Central y el Caribe. Los trabajadores reciben como pago alrededor de diez dólares al día si cumplen los objetivos de producción, pero los objetivos son a menudo mucho más altos de lo que es posible completar en ocho horas al día.7

Los pantalones de mezclilla, como la camiseta, fueron fabricados de algodón cultivado en los Estados Unidos. La industria del algodón usa enormes cantidades de agua y más pesticidas
que se utilizan en cualquier otro cultivo. Sus pantalones fueron producidos en México, donde la mayoría de los trabajadores vive en la pobreza porque sus salarios son tan bajos que no pueden permitirse necesidades básicas. La relajada aplicación de la legislación ambiental en México permite a las empresas textiles volcar los colorantes en los lagos y ríos, contaminando los suministros de agua subterránea de las granjas cercanas. Cada día, los trabajadores están expuestos a sustancias tóxicas, tales como los humos de soda cáustica y cloro, y están en contacto con enzimas, detergentes, agua oxigenada, ácido oxálico y bisulfito de sodio utilizado para blanquear, reducir, suavizar y texturizar la mezclilla de algodón.8

Herví el agua para mi café, corté rebanadas de plátano que eché sobre mi cereal, puse un poco de mantequilla de maní en mi tostada, y después me senté a desayunar.

6. ¡Alto! Ahora te estás comiendo el mundo.
El maní puede haber venido de Senegal, el café de Colombia, Costa Rica, Perú y Etiopía, y el cacao de Costa de Marfil. El azúcar puede venir de la República Dominicana, pero lo más probable es que sea un producto estadounidense hecho a partir de remolacha azucarera en lugar de caña de azúcar. El plátano es de Honduras, uno de los varios países de América Central que han sido llamadas “repúblicas bananeras”, porque sus economías, que están dominadas por las grandes empresas extranjeras, dependen solamente del principal cultivo de exportación, que son los plátanos. Los productores de plátano en estos países sólo reciben una pequeña fracción de cada dólar que gastamos en plátanos.9 En los países en desarrollo el azúcar, el maní, el café, el cacao y los plátanos, son ejemplos  de cultivos comerciales que a menudo se cultivan en tierras que anteriormente eran utilizadas para la agricultura de subsistencia. Ya no son capaces de producir sus propios alimentos, los agricultores se ven obligados a comprar alimentos, pero muy a menudo no pueden permitirse el lujo de hacer eso.10  En el mundo la creciente demanda de café y chocolate  tiene muchas consecuencias ambientales y sociales.  A los agricultores de café y cacao se les suele pagar una miseria  por sus granos, y las ganancias van a los procesadores de alimentos y los distribuidores en los países ricos. En Costa de Marfil, el mayor productor mundial de cacao, los bajos precios del cacao que se les paga a los agricultores los orilla a emplear a niños porque son la mano de obra más barata disponible. Entre 100.000 y 200.000 niños trabajan en industria del cacao de Costa de Marfil, un diez por ciento de ellos son víctimas de trata de seres humanos o esclavitud.11 Al comprar café y chocolate comercializados de forma justa, los consumidores pueden garantizar que los agricultores obtienen un precio justo y no explotan a sus trabajadores. Una parte del café comercializado de forma justa es “de sombra”  bajo el dosel de la selva, en lugar de en tierra despejada. Esto mantiene el bosque libre para las  aves canoras migratorias, esto se puede encontrar como publicidad del café de sombra como “Amigable con las aves”.

Su cereal y tostadas son productos de América del Norte, y la leche orgánica para los cereales 
es de una industria láctea local. Eligiendo productos locales y ecológicos, está evitando los costos ambientales de transporte en largas distancias y así apoya la agricultura sostenible.

Poco después de las 8:30, tomé mi chaqueta de lana ecológica.

7. ¡Alto! Tu nueva chaqueta fue fabricada por una compañía en California que trata de minimizar el impacto ambiental de su operación. La lana ecológica es fabricada con botellas de plástico usadas que fueron previamente lavadas, derretidas y convertidas en fibras que pueden hilarse. Fueron necesarias alrededor de 25 envases de plástico de 2 litros para fabricar tu chaqueta. 12 Reciclar los envases de ésta forma significa que menos plástico termina en los vertederos.

Me fui de casa y me dirigí a una gasolinera cercana.

8.¡Alto! Ahora estás conduciendo lo global. El automóvil promedio contiene hasta 30,000 piezas que provienen de todo el mundo. El vidrio y el radio pueden provenir de Estados Unidos y Canadá, los cilindros, el carburador y los faros, de Italia, el arrancador, el alternador y la bomba de agua para limpiar el parabrisas de Japón, y la batería y los espejos de España. 13 La gasolina que compraste fue extraída y refinada en tu país, pero el precio que pagaste fue directamente influenciado por el clima, las guerras y otros eventos que suceden en las naciones productoras de petróleo alrededor del mundo. Tu ahorras, de cualquier manera, porque tu automóvil es un híbrido que puede utilizar gasolina o usar energía eléctrica y que es tres veces más eficiente en consumo de combustible que un típico automóvil deportivo / utilitario.

Mientras conducía al trabajo (o escuela), coloqué la música que acababa de bajar de internet en mi nuevo reproductor portátil a para hacer el viaje más agradable.

9. ¡Alto! Tu anterior reproductor portátil probablemente yace en un vertedero, contribuyendo al interminable problema de desperdicios tóxicos. Muchos fabricantes de electrónicos están siendo presionados para que retomen y reciclen sus productos. Descargando música reduces el consumo de energía y materias primas usadas en la fabricación y empaquetamiento de discos compactos, y haciendo esto haces que estas materias no terminen en los vertederos.14

En sólo unas pocas horas de mi vida, he consumido materias primas de gran parte del mundo y he utilizado productos hechos en muchos lugares, tanto a nivel local, como a nivel mundial. He dependido del resto del mundo. He hecho conexiones mundiales.

10. ¡Alto! Consideremos cómo nuestros hábitos de consumo afectan el medio ambiente y a otras personas. Necesitamos comprar bienes para vivir, pero cuales son las consecuencias de nuestras elecciones.

Dudas

Después de que el guión sea leído, viene la sesión de preguntas y respuestas, haciendo preguntas de éste tipo:

  1. ¿Cómo afectan las vidas de los demás tus decisiones como consumidor?
  2. ¿Cómo afectan nuestras vidas las decisiones de los consumidores?
  3. ¿ En que nos basamos para hacer nuestras compras? Por ejemplo, ¿asumimos que más barato es mejor?, ¿o es más importante asegurarse de que las personas son tratadas de manera justa y de que el medio ambiente no sea dañado? ¿En qué valores está cimentada la formación de estas suposiciones?
  4. ¿Qué significa ser un consumidor globalmente responsable? ¿Tenemos alguna obligación ética de ser consumidores globalmente responsables? ¿Podemos ser consumidores globalmente responsables?
  5. ¿Qué se debe hacer con los efectos negativos del consumismo? ¿Cómo podemos cambiar nuestros hábitos de consumo para hacerlos más responsables ambiental y socialmente?

Convirtiéndose en consumidores informados

En ésta actividad, los estudiantes hacen una lluvia de ideas con preguntas que ellos creen que deben ser hechas (e investigadas) antes de tomar la decisión de comprar un producto.15 Escriban los siguientes cinco encabezados en grandes hojas de papel colocadas alrededor del salón de clases y haga que los estudiantes roten de póster en póster y escriban sus preguntas.

globalmorning2

Medio ambientales ( ¿Producir, empacar, transportar o desechar el producto contamina el ambiente o utiliza excesivos recursos no renovables?)

Económicos ( ¿Los productores o agricultores reciben un precio justo por su trabajo? ¿La compra del producto ayuda a las economías locales en su lugar de origen? ¿Quién está recibiendo las ganacias? ¿Alguien tiene pérdidas? )

Sociales ( ¿El producto fue hecho con mano de obra infantil? ¿El producto mejora la calidad de vida de los individuos o de la sociedad al usarlo? ¿La publicidad de la compañía menoscaba valores culturales o estereotipa algún grupo en las bases de género, grupo étnico o alguna otra característica? )

Legales ( ¿La compañía respeta los derechos sindicales? El producto es “botado” – esto es, vendido por menos que su precio en el mercado – en otros países, haciendo imposible que los productores de ese país puedan competir? ¿Son violadas leyes ambientales? )

Salud (¿El uso del producto daña a las personas? ¿Su producción expone a los trabajadores a toxinas que resultarán en afectaciones a la salud? ¿Desechar el producto amenaza la salud de personas y animales o contamina agua, aire o tierra? )

Involucrarse

Haga que los estudiantes tengan una lluvia de ideas de acciones que podemos tomar para convertirnos en consumidores responsables. Esto puede realizarse como una actividad grupal, que cada grupo anote sus sugerencias en papel.

La siguiente lista de acciones ha sido reunida de una gran variedad de fuentes16 y puede ser utilizada para complementar las acciones sugeridas por los estudiantes. Cada acción sugerida puede ser examinada por sus consecuencias para uno mismo y los demás.

  • Comprar menos y vivir más simplemente.
  • Incrementar tu conocimiento investigando los productos que usas.
  • Apoyar organizaciones de cambios alternos.
  • Comprar localmente de cooperativas y pequeños negocios.
  • Boicotear compañías que actúan sin ética, y los productos que son sobre empacados o que no pueden ser reciclados. Escribir cartas a las compañías informándoles de tu decisión de no comprar sus productos y explicándoles el porqué.
  • Boicotear los productos de países que no protegen el medio ambiente o los derechos de sus ciudadanos.
  • Penalizar la contaminación comprando productos amigables con el medio ambiente.
  • Exhortar a políticos y oficiales gubernamentales a cambiar leyes y regulaciones que son injustas o que dañan el medioambiente.
  • Dar e invertir de manera concienzuda, apoyando organizaciones responsables social y globalmente.
  • Unirse a organizaciones que toman acciones para el mejoramiento de los seres humanos y su medio ambiente.

Otras actividades

  1. Los estudiantes pueden revisar el guión de Amanecer Global y, por cada ejemplo negativo, hacer sugerencias para elecciones mas justas social y ambientalmente. (en lugar de manejar, tomar el transporte público, ir en bici o caminar, cuando compren playeras y pantalones, buscar que diga fabricado con algodón orgánico en la etiqueta)
  2. Los estudiantes pueden elegir un artículo de consumo e investigar y escribir un reporte usando el título “¿Que tal si ____________ pudiera hablar?” La tarea sería describir la vida del producto de la cuna a la tumba.
  3. Los estudiantes pueden elegir o se les puede asignar temas para investigar, como los siguientes:
    • Investigar algún corporativo en particular para ver si ha desarrollado un código de responsabilidad social corporativa o que haya dirigido alguna asesoría ambiental para sus operaciones.
    • Investigar organizaciones y comunidades que hayan iniciado campañas en contra del abuso laboral en las fábricas de ropa.
    • Investigar organizaciones que estén comprometidas a principios éticos y de justicia social.

     

Mary Gale Smith es profesora en la Facultad de Educación en la Universidad de la Columbia Británica en Vancouver. Ésta actividad es una modificación de “Un día en mi vida” de Graham Pike y David Selby, en Global Teacher Global Learner, Hodder and Stoughton, 1988.

Juan Octavio Cervantes Dueñas es Arquitecto graduado en el Instituto Tecnológico de Zacatecas, con Maestría en Economía, Política y Ambiente, por la Universidad Nacional Autónoma de México.

1 Graham Pike and David Selby, Global Teacher Global Learner, Hodderand Stoughton, 1988, p. 288.

2 Linda Peterat, Work: Children, Women, and Men in Families, Canadian Home Economics Association, 1991, pp. 22–23; Moira Farrow, “By buying that oriental rug, you might be helping to enslave a child,” The Vancouver Sun, March 8, 1992, p. B2; Canadian student Craig Kielburger founded Free the Children in response to the murder of a 12-year-old bonded laborer from Pakistan who spoke out against child slavery. The organization works to free children from abuse and exploitation and to provide them with educational opportunities. See <www.freethechildren. org>.

3 Lorraine Gray, director, The Global Assembly Line (film), Educational TV and Film Centre, 1986.

4 International Labour Organization, “Fighting Child Labour in Indonesia: ILO Launches New Programme,” May 5, 2004 (online August 15, 2008, <www.ilo.org>).

5 Ben Corsen, Alice Tepper Marlin, Jonathan Schorsch, Anita Swaminathan and Rosalyn Will, Shopping for a Better World, Ballentine, 1990. Ver también: John Elkington and Julia Hailes, The Green Consumer’s Supermarket Shopping Guide, Victor Gallancz, 1989; y Joan Helson, Kelly Green, David Nitkin and Amy Stein, The Ethical Shopper’s Guide to Canadian Supermarket Products, Broadview Press, 1992.

6 El término maquiladora, se asocia con la molienda, pero ahora es utilizado para referirse al producto de las fábricas de ensamblaje en México, América Central y el Caribe. Las maquiladoras en México comenzaron hace 30 años cuando el Gobierno de México permitió a las empresas de EUA establecer plantas de ensamblaje en el lado mexicano de la frontera, la importación de materias primas y componentes libres de impuestos, las ensamblan los trabajadores locales, y después exportan el producto terminado de regreso a EUA. Para las empresas fabricantes, los beneficios de las maquiladoras son los bajos salarios, la falta de reglamentos de condiciones laborales y de reglamentos medioambientales, impuestos bajos, y muy pocos o ningún arancel Algunos de los productos ensamblados o confeccionados en estas fábricas son prendas de vestir, productos electrónicos y de autopartes.
Fuente: <www.maquilasolidarity.org/>, sitio web de la Red de Solidaridad de la Maquila.

7 Maquila Solidarity Network and the Honduran Independent Monitoring Team, A Canadian Success Story? Gildan Activewear: T-shirts, Free Trade and Worker Rights, Maquila Solidarity Network, 2003; ver también Peterat, p. 47.

8 Ver Maquila Solidarity Network and The Human and Labour Rights Commission of the Tehuacan Valley, Tehuacan: Blue Jeans, Blue Waters and Worker Rights, Maquila Solidarity Network, 2003; “The Big Jeans Stitch-up,” New Internationalist 302, June, 1998; Maquila Solidarity Network, “The Journey of a Jean,” February 2, 2007 (online August 15, 2008, < http://en.maquilasolidarity.org/en/node/677>); and Tanya Lloyg Kyi, The Blue Jean Book: The Story Behind the Seams, Annick Press, 2005.

9 Philip White, The Supermarket Tour, Ontario Public Interest Research Group, 1990, p. 15.

10 Linda Peterat, Food Security and Staple Foods and Food Forms: Choices, Changes and Challenges, Canadian Home Economics Association, 1991; ver también Anup Shah, Behind Consumption and Consumerism, 2005 (en línea Marzo 29, 2007, <www.globalissues.org/TradeRelated/Consumption. asp>).

11 Rupert Taylor, ed., “Food,” Canada and the World 57:2, 1991, pp. 14–31; Birdsong & Coffee: A Wake Up Call (film), Old Dog Documentaries, 2006; Save the Children Canada, Children Still in the Chocolate Trade: The Buying Selling and Toiling of West African Children in the Multi-Billion Dollar Industry, 2003 (online May 4, 2007, <www.savethechildren.ca>). Para obtener información sobre productos de comercio justo, ver TransFair Canadá <http:// transfair.ca> o TransFair EE.UU. <http://transfairusa.org>.

12 John Flinn, “Want to be ultra-chic? Then try the sweater that’s simply garbage,” The Vancouver Sun, September 21, 1993.

13 Nigel Harris, “Halfway to Liberation,” New Internationalist 204, February 1990, pp. 18–20.

14 National Geographic, The Green Guide, <www.thegreenguide.com>.

15 Linda Lusby, “The New Consumerism,” Canadian Home Economics Association, Marzo1991.

16 Vea David McConkey, Choices: A Family Global Action Handbook, Star Printing, 1987; Philip White, The Supermarket Tour; and S. Shaw, “Shopping for the Planet: The Green Consumer,” New Internationalist 203, January 1990, pp. 4–23.